Tantas veces hemos oído eso de ‘soy Curvy‘ pero, ¿identificarnos con ello nos hace sentirnos aceptadas o tan solo es una palabra que quita prejuicios a una misma? ¿la belleza y el ‘Movimiento curvy’, identifica al mismo tipo de persona? Venimos a aclararos el real significado de ‘ser curvy’ y el mal uso que le estamos dando.

Curvy: que contiene curvas.

 

Zurh Curvy | Laura Grau

Laura Grau, línea curvy

 

La palabra curvy o curvas, define a una mujer o hombre con una fisionomía prominente, es decir, que tiene cada una de las facciones de su cuerpo  muy pronunciada, caderas y pecho anchas, cintura mas estrecha que las anteriores pero todo ello proporcionado con su altura.En el caso de los hombres, se refiere a hombres corpulentos, de anchos hombros, pecho, proporcionado. Todo ello hace referencia a unas proporciones venusinas, equilibradas y sanas.

Por otro lado, el Movimiento Curvy, hace referencia a mujeres reales, mujeres como cada una de nosotras, con curvas o sin ellas o desproporcionadas pero tan bellas como la naturaleza quiso dotarnos.

Es un movimiento que hace hincapié en la salud que hay detrás de cada uno de nosotros independientemente de nuestras proporciones, tallas o alturas. Quiere sacar a luz esos complejos para eliminarlos y hacernos saber lo bellos que somos.

 

Movimiento curvy: La belleza natural

 

Laura Grau, línea curvy

 

Bien fue publicado, modelos como Tara Lynn -primera talla Curvy-, la imposición que tuvieron en mantenerse delgadas pese a sentirse feas por parte de las instituciones de la moda.Pero, con todo ello, lograron gritar que sus cuerpos eran perfectos y se sentían feliz con ellos y por nada del mundo iban a cambiar por el juicio de la sociedad o los cánones de moda.

En Zurh, pensamos que todas las mujeres somos perfectas y que no hay mayor belleza que la felicidad y seguridad en una misma. Por ello llevamos cuatro años lanzando el mensaje a todas esas mujeres que, todavía hoy día, siguen sin ver la belleza que hay dentro de ellas por querer llegar a ese canon social.

Todos formamos parte del Origen.

 



COMPARTE  Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedIn