¡Ya se acerca el día esperado de muchos!

Aunque Hollywood lo convirtió en  una noche terrorífica, su origen es mucho más sosegado, espiritual y ligado a la naturaleza.

Mientras unos estarán pensando en sustos y pequeños trucos para escandalizar al vecindario, otros lo disfrutarán con una gran fiesta, como debe ser, sí señor.

Pero nosotros vamos a lo que vamos siempre, a El Origen.

 

Samhain, o Halloween, como  se conoce a esta noche, es la noche en que se finaliza la cosecha y con ella, una dura etapa de trabajo con la tierra.

Tras todo final de trabajo, como actualmente hacemos al finalizar estudios, época de campaña en el trabajo o al conseguir un logro, se viene una gran fiesta de celebración.

La gran diferencia es que en la actualidad no lo ligamos a un proceso con la naturaleza o espiritual, como rituales de la religión Druida o Wiccana, como se le conoce desde hace unos años.

Pero, ¿Y el origen de disfrazarnos?

¿desde cuando se ha celebrado así? ¿Cómo fueron esos primeros disfraces?

Aquí viene la parte de la leyenda para el porqué y lo bonito de la historia de la moda para el cómo.

Habréis oído hablar de Jack O’Lantern y su inocencia con el diablo y habréis visto películas de terror de estas fechas donde un saco podía ser un disfraz.

Pues aunque parezca terrorífico, así es como nos parecen esas escenas y la quietud para una fotografía nítida no ayuda.

Aún y todo, a partir del siglo XX, podemos ver como las fiestas son más alegres, y la importancia del disfraz se vuelve con un toque menos rustico y más femenino.

Comienza a verse en las tiendas la venta de disfraces y atuendos para épocas concretas como Halloween o Navidad.

Y el resultado son estas imágenes de unas brujas que no dan nada de miedo.

 

 

Estas fotografías son sacadas de instagram. Al bajo de la foto podéis ver la cuenta y os animo a seguirlas.

 

Ya podéis ver como ese salto de siglo ha influido incluso en una de las fiestas más espirituales que quedan todavía.

Desde un origen religioso y relacionado con la naturaleza hasta una celebración con disfraces casi mitológicos que han derivado en sustos y tinieblas.

Desde Zurh nos preguntamos si vuestro Halloween será una noche donde estar atentos a las aperturas espirituales o más bien en busca de el disfraz perfecto; O, tal vez, ¿Sois de los que un disfraz debe dar miedo?

Os invitamos a que nos dejéis vuestras propuestas más vintage y compartáis con nosotros ese amor por el Origen en nuestro instagram o Facebook. Estaremos encantados de compartir vuestras ideas.

 

 


COMPARTE  Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedIn